El 25 de febrero de 2014 el mundo de la música quedó conmocionado ante la noticia del fallecimiento en México del extraordinario compositor y guitarrista flamenco, Francisco Sánchez Gómez, conocido por el nombre artístico de Paco de Lucía.

Nacido el 21 de diciembre de 1947 en la localidad gaditana de Algeciras, Paco de Lucía era el menor de cinco hermanos, hijo de Lucía Gomes Gonçalves «La Portuguesa» y Antonio Sánchez Pecino, guitarrista aficionado que trabajaba en tablaos flamencos de la localidad con el nombre de «Antonio de Algeciras», al tiempo que se dedicaba a la venta de fruta en la plaza de abastos y a la venta ambulante de telas.

El joven Francisco aprendió junto a sus hermanos, la profesión por mediación de su padre, comenzando a tocar la guitarra a los seis años de edad, evolucionando en el toque del instrumento gracias a su dedicación y la influencia de uno de los guitarristas más reconocidos de su época, el Niño Ricardo, amigo de la familia que solía visitarlos a menudo.

La trayectoria musical de Paco de Lucía, comenzó a muy temprana edad pues con apenas trece años formó junto a su hermano Pepe el conjunto flamenco “Los Chiquitos de Algeciras”, con el que grabó varios discos de flamenco, y con el que realizó una gira por Sudamérica y colaboraciones con artistas del momento como Fosforito y El Lebrijano.

En 1973 se produce el lanzamiento de su disco “Fuente y Caudal” que incluye la rumba “Entre dos Aguas” que alcanza el número uno de ventas en España y propicia el inicio de su merecido reconocimiento mundial.

Considerado una de las principales figuras del flamenco por su aportación incuestionable a este arte durante casi sesenta años de carrera, modernizó el flamenco clásico colaborando con Camarón de la Isla al que consideraba “un artista inimitable” y con el que grabó ocho discos. Además gracias a su tremenda creatividad incluyó nuevos ritmos desde la música clásica al jazz y la bossa nova, dejando colaboraciones inolvidables con artistas de talla internacional como Al Di Meola, Jhon McLaughlin o Carlos Santana.

También la ciudad de Algeciras le rinde un emotivo homenaje a Paco de Lucía cada año con actuaciones musicales y un acto en la Plaza Alta de la localidad denominado “guitarras al cielo” donde músicos y aficionados levantaran guitarras como muestra de respeto cariño y admiración hacia su Hijo Predilecto más internacional.